Información nº174

Hacia un nuevo Proyecto Marco para la pastoral con jóvenes en nuestras diócesis.

Un proceso en el que participamos activamente.  

Hacia un nuevo Proyecto Marco para la pastoral con jóvenes en nuestras diócesis. Un proceso en el que participamos activamente.  

Como seguramente ya estamos al tanto, la Conferencia Episcopal Española, y en su nombre la Subcomisión de infancia y juventud, ha iniciado un proceso de renovación profunda del Proyecto Marco para la pastoral con jóvenes. Una buena noticia que como escolapios acogemos con alegría y responsabilidad.

Por ello, desde nuestros equipos pastorales (Movimiento Calasanz y su coordinación por etapas, Pastoral vocacional y coordinadores/as de pastoral escolar, cada una de las áreas de Itaka-escolapios, y desde nuestra responsabilidad en la revista RPJ), estamos atentos y conectados a las iniciativas que han ido surgiendo para el desarrollo de este objetivo.

Una de ellas, estar presentes en diversas reuniones que Raúl Tinajero, director de la subcomisión de juventud e infancia de la Conferencia Episcopal, mantenido con  las diversas provincias eclesiásticas para dialogar y escuchar a los delegados diocesanos, de congregaciones y de movimientos. Hemos participado en tres de ellas; Ion Aranguren participó en la jornada de Granada, Juan Carlos de la Riva en la de Vitoria- Gasteiz, y Jesús Elizari en la de Zaragoza.

El siguiente paso fue participar en un encuentro con jóvenes, la cuarta edición del Seminario de los 40 jóvenes, procedentes de muchas realidades diversas de la pastoral juvenil. Ellos fueron los primeros en recibir y valorar el pasado fin de semana 18-19 de septiembre en Valladolid el Documento Preparatorio de ese nuevo Proyecto Marco. En un ejercicio de escucha a los jóvenes y de sinodalidad, el documento fue mejorado y se hicieron muchas sugerencias sobre su difusión para que alcance al mayor número de jóvenes posible. En dicho encuentro participaron dos jóvenes vinculados a nuestra provincia: el vitoriano Adrián, técnico del portal digital de RPJ, y Marcos, logroñés monitor del Movimiento Calasanz y parte activa del catecumenado riojano. Juan Carlos de la Riva también participó como miembro del Equipo de Diálogos de Pastoral con Jóvenes, promotor de esta iniciativa de escucha y diálogo con los más jóvenes.

El producto del trabajo de los jóvenes fue presentado en Loiola este pasado fin de semana 25 y 26 de septiembre, a los 120 delegados de diócesis, congregaciones y movimientos, que celebraban su habitual encuentro anual. En él nos representaba como Escolapios de las tres provincias españolas Javier San Martín, y también Juancar, que participaba como miembro de DPJ.

Ha sido un encuentro con un altísimo nivel de sintonía y de querer caminar juntos. Se ha reflexionado sobre el Documento Preparatorio, aportando ideas y sugerencias para su posterior trabajo en las diferentes realidades, y también se ha reflexionado a partir del libro: Pastoral con Jóvenes en la era Post-covid, editado desde el mencionado equipo de DPJ.

Diversos momentos han sido especialmente entrañables: la presencia del obispo de Guadix, cercano y motivador en todo momento; la visita a la casa natal de san Ignacio y especialmente a la capilla de la conversión en este año en que se cumplen 500 desde aquel periodo de convalecencia que iniciaría tantos cambios en Ignacio y desde él en la Iglesia, una visita al Santuario de Arantzazu con eucaristía presidida por el obispo de Gipuzkoa, una cena en sidrería y muchas conversaciones y vínculos entre los participantes han hecho del encuentro un gran acontecimiento para la pastoral juvenil.

Se nos invita desde este proceso recién iniciado a hacer camino conjunto, sinodal, complementándonos las diferentes realidades eclesiales en la imagen poliédrica que somos. Se nos invita a trasladar este impulso del Espíritu a las diócesis e Iglesias locales, y a hacer participar al mayor número de agentes de pastoral y a los propios jóvenes en el sueño de una nueva pastoral para los nuevos tiempos.

Una manera de hacernos presentes y colaborar activamente en este proceso, es también la participación de Jon Ander Zárate, de nuestra Fraternidad de Itaka, Bilbao, en la Pastoral Juvenil de la Diócesis de Bilbao. Nos lo propuso, el curso pasado, el entonces recién nombrado obispo, Joseba Segura, con la intención de compartir la experiencia pastoral escolapia al servicio de toda la Diócesis. Una oportunidad para aprovechar sinergias y experiencia pastoral que sin duda nos enriquecerá. Eskerrik asko Jon Ander.

Unos cuantos pasos que también confirman nuestro objetivo de estar “en salida”, disponibles a lo que la Iglesia nos va planteando, en estos momentos en los que estamos inmersos en un nuevo proceso sinodal en el que como Orden escolapia y Presencia de Emaús tenemos mucho que aportar.

Aviso Legal - Política de privacidad
X